Hombre conquistador, hombre violentador

Actualizado: 27 dic 2021

¿Se puede conquistar con detalles? ¿Está mal ser conquistador?, para responder estas preguntas habría que preguntarle a los pueblos originarios de América en el siglo XVI, es de conocimiento general que en este periodo aquellas personas que se resistieron a la conquista fueron acribilladas, y es que la acción y definición de conquistar implica ganar o vencer la voluntad de otra persona sin considerar los medios utilizados, y siguiendo dicho objetivo, el de vencer o ganar la voluntad de otra persona, se permite de todo, incluida la mentira, el chantaje, la manipulación, el soborno, etc.



Es por ello que mantener en nuestra cultura la etapa de conquista en las relaciones de pareja, representa un profundo riesgo para la relación, pero sobre todo para la persona conquistada, ya que implica que su voluntad será vencida por medio de la manipulación velada.

Hombres que llevan serenata, flores y osos enormes de peluche a lugares públicos para exponer y presionar la decisión de una mujer o pareja, representan el ejemplo claro de dicha conquista, ya que dicho acto no dista mucho del famoso caballo de Troya, que por fuera era una ofrenda y por dentro una invasión; desde la masculinidad tradicional se educa a los hombres por medio de rituales para aprender que por encima de todo está su “buen objetivo”, en el anterior ejemplo, el que dicha mujer o pareja acepte estar con él; esto representa un problema grave y una antesala de la violencia, porque no es una decisión entre iguales, ya que no se externa honesta y abiertamente la intención, en lugar de eso, de forma ventajosa se intenta manipular con regalos o elogios sorpresivos.


Es innegable que un buen detalle es placentero, siempre y cuando dicho detalle no lleve dentro la intención de controlar o de vencer la voluntad de la persona que recibe tal presente; de ser así más valdría no recibirlo, de ser así más valdría salir corriendo de esa relación, pues es evidencia de que esta estrategia ambigua será utilizada en diversos momentos; los regalos, halagos y detalles siempre deberían entregarse por deseo auténtico, pero si van acompañados de un expectativa aunque sea mínima, son señal de ser una persona controladora para quien los realiza.





Si eres un conquistador que sin darte cuenta manipulas con estos actos, te invito a reflexionar estos y otros temas que oculta la masculinidad y que recibimos como herencia sin saberlo, intégrate a un proceso psicoterapéutico con perspectiva de género para establecer relaciones basadas en la igualdad y el respeto auténtico de las decisiones en pareja.






Si quieres una cita con el psicoterapeuta Fredy Toriz puedes escribirnos haciendo click en este enlace:

https://bit.ly/PsicologoTranspersonalPlaya

Recuerda que trabajamos con consultas presenciales en Playa del Carmen México y en línea a cualquier país de habla hispana.

984-804-5907



#violenciadomestica #violenciaintrafamiliar #masculinidades #masculinidadtoxica #conquista

#relaciondepareja #pareja #terapiadepareja #psicologia #psicologo

133 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo