¡Échale salsa picante! Podría traerte beneficios a la salud.

Estudios dirigidos a evaluar los beneficios de la dieta mexicana en la salud concluyen que el consumo de un patrón alimentario mexicano podría mejorar los trastornos metabólicos que se presentan en enfermedades crónicas. El 90% de los platillos mexicanos contienen algún tipo de salsa picante. Y a pesar de que no se han realizado estudios específicos que evalúen el efecto de su consumo en enfermedades, la ingesta de los ingredientes principales de las salsas han sido relacionados con una reducción del desarrollo de enfermedades crónicas. Los ingredientes básicos son principalmente el chile, el tomate, la cebolla, el ajo y distintas especias. De hecho, el ajo y la cebolla ya eran alimentos utilizados en el tratamiento de varias enfermedades desde tiempos antiguos. Los egipcios los incluían en fórmulas para tratar dolores de cabeza, enfermedades del corazón y tumores. También, los mayas y aztecas utilizaban ingredientes típicos de la cocina mexicana como medicina en enfermedades agudas y crónicas.



Los compuestos presentes en las salsas picantes a los que se les han adjudicado beneficios a la salud se conocen como: compuestos bioactivos. Éstos son sustancias que no son nutrientes a las que se les atribuyen efectos en la prevención de enfermedades crónicas degenerativas como el cáncer o enfermedades cardiovasculares.


Algunos de los compuestos bioactivos que estarían presentes en las salsas picantes de los platillos mexicanos son la capsacicina presente en los chiles, a la cual se le atribuye la propiedad de reducir los niveles de azúcar en sangre; el licopeno del tomate, que podría tener un efecto cardioprotector; los compuestos fenólicos presentes en la cebolla o el tomatillo, que han demostrado tener propiedades antioxidantes y antiinflamatorias; y por último, un compuesto presente en el ajo al que se le ha atribuido propiedades reductoras de parámetros asociados con enfermedades cardiovasculares.


Y a pesar de la falta de estudios que evalúen el impacto de las salsas ya preparadas en la salud, debemos ser positivos respecto sus beneficios ya que se cree que el impacto que puedan tener en el cuerpo los compuestos bioactivos podría incrementarse debido a un efecto sinérgico entre varios compuestos presentes. Y las salsas picantes mexicanas son justamente una fuente variada de estos compuestos.


Por lo pronto habrá que esperar a que se realicen más estudios. Lo que es cierto, es que las salsas picantes mexicanas son es un complemento sabroso que podría beneficiar tu salud.





Si quieres una cita con la nutrióloga Mercy Laso puedes escribirnos haciendo click en este enlace:

https://bit.ly/NutriologoTranspersonalPlaya

Recuerda que trabajamos con consultas presenciales en Playa del Carmen México y en línea a cualquier país de habla hispana.

984-804-5907




#salsapicante #picante #salsamexicana #comidamexicana #condimentosmexicanos #nutricion #nutriologo #nutriologoplayadelcarmen #transpersonalplaya


Referencias:

A. Cárdenas-Castro, G.-P.-V. L. (2019). Sauces: An undiscovered healthy complement in Mexican cuisine. International Journal of Gastronomy and Food Science.

Mercado-Mercado, G. B.-B.-G.-A. (2019). Mexican Traditional Plant-Foods: Polyphenols Bioavailability, Gut Microbiota Metabolism and Impact Human Health. Current Pharmaceutical Design.

16 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo